Ferdinand, la paloma torcaz – André Gide

5
2347

Ferdinand, la paloma torcaz - André GideEn menos de diez páginas retrató André Gide la noche de amor que en julio de 1907 vivió junto al adolescente Ferdinand. Aunque estas páginas exudan deseo y erotismo, no hay ni rastro en ellas de impudor o imágenes explícitas; antes al contrario, se caracterizan por su delicadeza y cierto lirismo romántico que alude más al sentimiento que a los sentidos.

En esa noche de luna llena, Gide inició en los misterios del sexo a un joven al que el placer hacia zurear como a una paloma torcaz, de ahí el sobrenombre con el que André Gide se referiría desde entonces a aquel amante. La experiencia resultó tan impactante que el autor la puso casi de inmediato por escrito con todo detalle: la celebración de la victoria electoral de su amigo Rouart en las fiestas de Fronton, la irresistible presencia del joven a su lado durante el festejo, la vuelta a casa en su compañía, presintiendo ya la felicidad que prometía el desenlace; y, por último, la pasión que pareció empequeñecer cualquier experiencia previa:

Por momentos, interrumpiendo nuestros juegos, me quedaba quieto, erguido, inclinado sobre él, poseído por una especie de angustia, de estupefacción, de deslumbramiento frente a su belleza. No, pensaba, ni siquiera Luigi en Roma, o Mohammed en Argel, tenían ni tanta gracia, ni tanta fuerza, y el amor no obtenía de ellos movimientos tan apasionados ni delicados.

La lectura de Ferdinand supone una sacudida, no sólo por la belleza de la obra, a la que Gide supo trasmitir la vibración de su alma, todavía conmocionada por lo acaecido: a pesar de iniciar a un adolescente virgen, se percibe que el iniciador recibió más de lo que pudo entregar, y que esa noche de julio vivió una experiencia trascendente; sino también, y sobre todo, por la capacidad de trasmitir la belleza de un momento que quien lo vive sabe único e irrepetible.

De hecho, aunque es el relato de un amor homosexual, Ferdinand plasma de manera implícita la alegría de la unión sexual, por encima del género de los amantes. Más allá de pudores pacatos, Gide se muestra como un hombre que acepta y conoce su lado lúbrico y, en consecuencia, se entrega por entero a la ebriedad que produce el placer sexual, sin remordimientos, de una menara sana y sencilla. Y tal vez esa sea la causa de la intensidad con que vive ese placer, con que se anticipa a él, con que lo mantiene vivo en su recuerdo y lo agradece una y otra vez.

Cabaret Voltaire agrega a este primera edición en castellano de Ferdinand, la paloma torcaz -relato que había permanecido inédito hasta el año 2002, fecha en que la hija de Gide lo dio a la imprenta-, un postfacio escrito por David H. Walker. Este pequeño estudio, basado en la correspondencia de Gide con Rouart, presenta un retrato claro de la manera en que Gide asumió y vivió su homosexualidad, seguro de que su manera de entender la sexualidad no era en absoluto una perversión. También da una idea de la huella que la noche de julio compartida con Ferdinand dejó en él para siempre, a pesar de que el joven muriera unos años más tarde de aquella aventura romántica.

Más de André Gide:

5 Comentarios

  1. Fue muy jovencito en que comenze a leer a este escritor que constantemente releo, y fue uno de los primeros articulos que publique en una revista uno sobre Gide. “Breve Nota Sobre Andrè Gide” alli hize un estudio sobre el sentido del tiempo en algunos poemas que figuran en sus famosos “Alimentos Terrestres”, Conozco su “Corydon” donde trata el tema sexual que tanto le atrae, Pero no conocia ni de tìtulo ni de mis paseos por libreria este libro de nombre “Ferdinand”. Giovanni Papini lo califico en su libro “La Logia de los Bustos”, a Gide de :”turista intelectual , egocentrista anàrquico , que rinde culto a la sodomìa” . Tan gran escritor como Papini se expreso asi de Gide , ir lo cual no me importa , sirva como dato que es cierto que fue un escritor que tuvo mucho poder , pues sobre todo fue un escritor sumamente rico. Agradezco a Solodelibros por el dato.

    Jorge Lòpez Zegarra

  2. Cuanto se evitaria si las personas q’ critican a los “homoxesuales” et. etc. leyeran libros como este, q’ va mas alla de los sentimientos q’ de lo carnal, como lo ven los q’ juzgan y niegan a que las personas sean felices, si lo mas importante es el Amor, y dejar vivir a los demas, sin condenar su preferencia sexual. Y estoy de acuerdo con el comentario de Mariana y Carlos.

  3. En todo caso, el amor entre dos personas trasciende el SEXO, no el género. El género es una característica gramatical, mientras que el sexo es una característica biológica. Si el amor se da entre dos seres humanos, y no entre dos sustantivos, entonces hablamos de sexo, no de género. Qué daño hacen algunos políticos inútiles al idioma!!

  4. Y es que el amor entre dos personas trasciende el género, más allá de que a algunos esto les moleste. No importa si se trata de dos hombres, de dos mujeres, de un hombre y una mujer: son dos personas las que se entregan una a la otra en ese momento.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here