El padre Sergio – Lev N. Tolstói

1
4249

El padre Sergio - Lev N. TolstóiEl padre Sergio es una breve novela de Tolstói en la que incide en uno de sus temas favoritos: la necesidad de encontrar fe del ser humano. Profundamente religioso, Tolstói trató de forma directa o indirecta esta circunstancia en algunos de sus relatos, abordando la complicada circunstancia del hombre que no está seguro de sus creencias.

En El padre Sergio Tolstói presenta a Stepán Kasatski, un joven oficial del ejército que al descubrir que su prometida fue amante del zar Nicolái I decide abandonar su fulgurante carrera militar y convertirse en monje. Guiado por un consejero espiritual y alejado de la sociedad, Kasatski, convertido ya en el padre Sergio, sufre de constantes ataques de duda: a pesar de que anhela olvidar la gloria del mundo al que pertenecía y a las damas a las que cortejaba, siente que su fe no es todo lo sólida que debería ser. Por ello se traslada a un pequeño enclave donde vive como ermitaño y trata de consolidar sus creencias a través del aislamiento. Pero al cabo de unos años su fama como monje devoto se extiende y sus “poderes curativos” atraerán a multitudes; Kasatski siente que sus dudas no desaparecen y, finalmente, sucumbe a la tentación de la carne. Sólo después de cometer ese pecado se dará cuenta de lo que ha pasado buscando toda su vida.

Tolstói construye con Karatski un personaje admirable: un hombre de intenciones honorables y justas, que trata por todos los medios de entender qué espera de la vida y cómo puede afrontar su existencia con serenidad. Sin embargo, su orgullo y su debilidad se manifiestan de manera palpable: al principio en forma de dudas y vacilaciones; después, encarnados en la mujer con la que pone fin a su vida de monje. El pecado del padre Sergio no es sólo físico, sino que constituye una auténtica traición a lo que considera sus principios morales.

No obstante, Tolstói da un pequeña, pero importante, vuelta de tuerca al final del libro: Karatski se reencuentra con una compañera de juegos de la infancia, una mujer que casi lo ha perdido todo en la vida, que mantiene con un pobre salario a su hija, su yerno y su nieto, y que, sin embargo, le acoge con amabilidad y le ofrece todo aquello que hay en su hogar. Será ella la que le muestre el camino a seguir para alcanzar la verdadera fe: «Yo vivía para la gente con el pretexto de vivir para Dios», piensa él, «mientras que ella vive para Dios con el pretexto de vivir para la gente.» El protagonista comprende esta verdad después de haber pasado más de veinte años como monje, pero la revelación adquiere categoría de certeza: Karatski, ya en su madurez, está dispuesto a encontrar a Dios renunciando a agradar a los hombres; no hay necesidad de aparentar una profunda convicción si nuestras obras nos pueden enaltecer por sí solas.

Esta historia de conversión y sabiduría es narrada con la característica contención de Tolstói. El personaje de Karatski se va definiendo poco a poco gracias a sus acciones y, sobre todo, a sus reflexiones (un rasgo propio de los personajes dostoievskanos); el resultado es un protagonista de una hondura real y dotado de una peculiar humanidad. El padre Sergio es una obra menor dentro de la producción del autor, pero refleja a la perfección las preocupaciones morales y espirituales del gran escritor ruso. Y es que los grandes genios, incluso en sus trabajos más flojos, tienen siempre algo que ofrecer.

Más de Lev N. Tolstói:

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here